El voto de calidad de César Sánchez impide la condena a los casos de corrupción vinculados a Fitur

El presidente de la Diputación de Alicante, César Sánchez, ha evitado con su voto de calidad que el pleno provincial condene enérgicamente la gestión en materia turística de los gobiernos de Francisco Camps, del que Sánchez fue asesor y diputado en las Cortes desde 2005, por su perjuicio creado a la ciudadanía de las comarcas del sur, evidenciado recientemente en la sentencia del caso Fitur de la Gürtel.  “El PP ha perdido la ocasión de hacer autocrítica, pero lo más grave es que obvia que toda esa forma de gestionar habría estado presente también en la institución que dicen defender, como hemos puesto de manifiesto durante la comisiónde  investigación en la que encontramos indicios de fraude en la facturación de 3,2 millones de euros”, ha considerado el portavoz de Compromís, Gerard Fullana.

1 de marzo de 2017

Compromís lamenta que el presidente de la Diputación de Alicante, César Sánchez, haya evitado durante el pleno provincial con su voto de calidad que la institución condene enérgicamente la gestión en materia turística de los gobiernos de Francisco Camps, a quién asesoró Sánchez durante la legislatura 2007-11, y que ha recibido una emblemática sentencia por parte de los tribunal en el caso Fitur.

La decisión  de Sánchez se suma al silencio de su vicepresidente y director del Patronato Turístico Costa Blanca, Eduardo Dolón, que no ha respondido cuando el portavoz de Compromís, Gerard Fullana, ha hecho referencia a su posible implicación en la ramificación del caso de presuntas manipulaciones de contractes en Torrevieja por empresas que también podrían haber defraudado 3,2 millones a la Diputación de Alicante, concretamente en el patronato que él gestiona.

La moción de Compromís corresponde a una serie de hechos públicos conocidos en torno a la gestión turística de las administraciones valencianas bajo gobiernos del PP y que tiene como paradigma la sentencia del caso Fitur de la Gürtel, la cual demuestra que una trama empresarial y política dentro de la Agencia Valenciana de Turismo se lanzó contra los intereses económicos de la ciudadanía conformando una asociación delictiva que se podría haber repetido con diferentes actores pero mismos métodos en la Diputación y pueblos de Alicante.

“Hoy hemos podido comprobar cómo a pesar de que el PP de César Sánchez sostenga que no tiene nada que ver con la gestión de otras épocas, tampoco quiere condenar lo que ya ha sido sentenciado por los tribunales como el caso Fitur Valencia o el de Orihuela, actualmente en proceso. Sánchez ha perdido la ocasión de hacer autocrítica, pero lo más grave es que obvia que toda esa forma de gestionar habría estado presente también en la institución que dicen defender, cómo hemos puesto de manifiesto durante la comisión de investigación en que encontramos indicios de fraude en la facturación de 3,2 millones de euros en el que podría claramente ser el caso Fitur Alicante”, ha manifestado Fulana.

Además de la condena de la gestión corrupta del Turismo por parte del PP, la moción presentada por Compromís reclamaba que la Diputación instara a la dirección nacional del PP, así como a su nuevo presidente electo, a hacer una estimación de todos los dineros recibidos de forma irregular y retornarlos a cada una de las instituciones de las que se estime que provienen. Y en caso de que no se pudiera determinar la institución de que provienen, que se devuelvan proporcionalmente a las entidades locales en todo el Estado.

En este contexto, hay que recordar a los investigadores del caso Taula, los cuales consideran en sus informes al PP como una organización criminal respecto a la financiación de la formación, y las declaraciones de empresarios habituales en el reparto de contratos administrativos que confirmaron en otras causas judiciales la financiación ilegal del partido.

Arxivat en: Activitat Parlamentaria, Premsa

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *